martes, 26 de marzo de 2019

Dragón, un fabuloso cuento de Ray Bradbury

Dragón
Ray Bradbury (Trad de Marcial Souto)
Libros del Zorro Rojo
Cartoné | 32 páginas | 15,90€




El título de un cuento puede determinar, en muchas ocasiones, lo que esperamos del mismo. Crear expectativas. Otras, nos llega a sorprender su sentido y significado tras la lectura. Es el caso de Dragón, un relato de Ray Bradbury publicado originalmente en agosto de 1955 por la famosa revista estadounidense Esquire. Ilustrado por Svetlin Vassilev, la galadornada editorial Libros del Zorro Rojo ha editado una preciosidad de volumen que permite disfrutar de este cuento corto en todo su esplendor.
En la oscuridad cerrada del páramo, dos caballeros medievales esperan la llegada de un terrible dragón, al que deberán matar para proteger a los viajeros nocturnos que separan dos comarcas. Lo que aparece no es el terrible dragón mitológico del que tanto han escuchado hablar, sino algo peor y más concreto: un dragón del futuro.

Bradbury juega con la corta extensión de su historia y el elemento mitológico que rodea su título para hablarnos acerca del tiempo y de cómo los avances tecnológicos pueden llevar a la destrucción del hombre. El autor se sirve de la alusión al dragón, que se presenta como el elemento fantástico principal del relato, para dar con la tecla decisiva en el desenlace del relato. Todo pega un giro rápido y decisivo que deja al lector reflexionando sobre su lectura. El sentido de todo lo narrado da un vuelco que cambia de inmediato el sentido del título.

El relato, ambientado en un páramo misterioso, consigue la inmersión completa gracias a las ilustraciones de Svetlin Vassilev. El búlgaro es capaz de transformar sus lienzos en medievales y oscuros paisajes, con gusto por las acuarelas, y jugando con el contraste negro / blanco. Se siente el frío y el viento del páramo, el mismo miedo de los dos caballeros armados con sus pesadas corazas, y se ve al tenebroso dragón con su ojo de fuego a toda página. Ayuda a disfrutar la experiencia al gran tamaño de la edición. Brillante.

viernes, 22 de marzo de 2019

Pánikas, de Pilar Pedraza

Pánikas
Pilar Pedraza
Ediciones El Transbordador
Rústica con solapas | 150 páginas | 15€ (3,90€ Digital)




Sofía es una profesora de literatura griega que vive cada día como un tormento debido a su enfermedad. Día si o día también se ve atrapada en un laberinto deslizante de alucinaciones y angustias que la llevan de un psiquiatra a otro desde hace años. Todo pega un vuelco desde el día que decide aceptar ir a la isla de Astipalea, en Grecia, para dar una conferencia en un curso de verano. Allí surge un encuentro inesperado y con tintes sagrados que no puede comprender. ¿A quién conoció realmente en Astipalea? ¿Se trataba de un simple profesor o del gran fauno Pan? Junto con su vuelta a casa, comenzará un descenso a los infiernos del que será difícil salir.

Narrada en primera persona, esta novela corta de Pilar Pedraza que surge a partir del relato aparecido en la antología colectiva Onírica: Hijos de Iquelo (James Crawford Publishing, 2016) viene prologada y desgranada a la perfección por Luis Pérez Ochando, que también se encarga del diseño de portada. Viviremos con Sofía los sucesos que le acontecieron en 1993, cuando tenía 33 años y viaja hasta la hipnótica isla del archipiélago del Dodecaneso. Una especie de muñeca rusa en la que se esconde otro viaje. Astipalea no resulta más que la premisa de una odisea interior a la mente de Sofía y su descenso para intentar comprender su propio infierno.

Astipalea

Pánikas es una obra sensorial y onírica, que se vertebra a través de la realidad y el misticismo de lo antiguo y sagrado. Pilar narra de forma natural pero eminentemente erudita, mezclando el conocimiento propio de la historia griega con los descensos hacia lo onírico y ambiguo de varios pasajes. La autora juega con nosotros, en una especie de vaivén emocional como el que vive la propia Sofía. Conecta lo divino y lo humano con gracia natural, creando una fusión de lo más curiosa e hipnótica. Lo pagano y lo humano no hacen más que tocarse en el borde de la realidad. Los momentos de ensoñación y delirios reflejan una mente perdida donde todo es posible. No hay explicaciones ni consecuencias. Tan solo delirio.

La novela corta es un viaje a las entrañas de la enfermedad de Sofía recubiertas por una capa de pintura mitológica, y el carisma de una protagonista que puedes comprender con facilidad. Las idas y venidas de su mente sirven como punto de partida para el lector, embriagado con todo un cúmulo de referencias mitológicas que inunda el relato de Pilar, para indagar en lo divino y arcano. Para hacer un descenso a nuestros propios infiernos personales. Aprovecha la ocasión para dejar su lectura sobre el olvido de la cultura antigua, y las pocas oportunidades que recibe todo aquel que se dedica a ello. Menos pastillas y más Teócrito.

Lo reconozco, es la primera vez que leo a Pilar Pedraza. Tampoco creo que vaya a ser la última. Me ha encandilado especialmente su facilidad para hacerme querer saber. Cada rato de lectura me vi móvil en mano buscando los nombres o referencias que la propia Sofía mencionaba. Pánikas ha sido para mi un ejercicio cultural agradable, envuelto cual caramelo en un viaje de delirio y placer mediterráneo. Más que un descenso a los infiernos, ha sido un viaje lisérgico por un poco de la Grecia antigua.

Otras reseñas de interés:

jueves, 14 de marzo de 2019

Palabras Radiantes: La vuelta a las Llanuras Quebradas

Palabras Radiantes
Brandon Sanderson (Trad. de Rafael Marín)
Nova
Tapa dura | 1248 páginas | 32,99€



Si hay un universo en alza para la gran comunidad lectora del fantástico es el Cosmere. Enorme, inabarcable y repleto de secretos, Brandon Sanderson ha ido construyendo con el paso de los años un vasto conglomerado de libros y sagas que se agrupan en un mismo universo. Y su proyecto más ambicioso hasta el momento es el que nos ocupa: El Archivo de las Tormentas. Nada menos que diez libros para dar respuesta a todo lo que nos oculta Roshar. El tiempo dirá si consigue finiquitar dicha tarea con éxito, pero hay que reconocer que hoy en día el autor de Nebraska siempre cumple y levanta expectativas. Con Palabras Radiantes da un paso más. Situándose justo tras los trepidantes acontecimientos de El camino de los reyes, esta segunda y mastodóntica novela va entretejiendo las tramas de sus tres personajes principales para llevarnos a un trepidante y épico final, donde todo parece encajar y cerrar lo iniciado en el volumen anterior, pero donde nuevas pesquisas nos sirven de gancho para coger su continuación con ganas.

El gran acierto de Sanderson para Palabras Radiantes está en no tratarla como una segunda parte al uso. Con una trama que va cogiendo ritmo conforme pasa el primer tercio del libro, acudimos a una cadena de escenas épicas y repletas de interesantes giros para la saga. La intriga nunca nos abandona, el tempo va creciendo con cada momento y el clímax final es la epicidad hecha definición. Palabras Radiantes tiene tensión y emoción. Tiene secretos y conspiraciones. Tiene batallas hercúleas y giros inesperados. Es verdad que adolece de cierta ‘paginitis’ y le hacen perder cierto fuelle en los primeros compases, aunque en este caso, se asumen con gusto y placer por lo que viene después. Todo va engranando poco a poco de forma perfecta y adecuada, fluida y armoniosa. Cuando te des cuenta, necesitas esta droga al día.

Ilustración de Ari Ibarra

Si El Camino de los Reyes era la gran introducción, Palabras Radiantes es el culmen de lo que empezó. Al menos, hasta cierto punto. Los tres personajes principales; Kaladin, Shallan y Dalinar recorren un arco esperado, no por ello menos necesario y sorprendente, y lo culminan. Sanderson sabe dotar a cada uno de trasfondo, giros y momentos importantes que les hacen cubrir un peldaño más en su escalera del destino. Y de paso, otros personajes van cobrando importancia. Palabras Radiantes estaña los mimbres que sujetan al Cosmere más que nunca. Comienza a dar forma a algunos hechos, revelar ciertas informaciones importantes y a funcionar como pieza troncal de todas sus sagas hasta el momento. Conceptos, personajes o simples expresiones que nos suenan de otras sagas o libros del Cosmere resuenan entre sus páginas. Y eso, no hace más que despertar el apetito de las hipótesis de los lectores. De darle vida a sus sagas.

Un Brandon Sanderson diferente

Si algo me ha demostrado la lectura de Palabras Radiantes es que El Archivo de las Tormentas es la saga en la que el de Nebraska pone más cuidado y trabajo. Tanto de escritura como de revisión. Solemos cargar un poco contra él con que sus libros tienen estructuras parecidas. Funcionan, pero maniquean. En El Archivo de las Tormentas todo es diferente. Los arcos para cada personaje están muy definidos y no tienen nada que ver con lo que hayamos leído. El mundo que presenta es importante para la historia, interesante y repleto de culturas, pero debemos asumir que no conocemos ni una ínfima parte de todo Roshar. Más allá de los abismos en las Llanuras, el resto es tierra inhóspita. Hábilmente, Sanderson plantea una suerte de interludios que funcionan como semillas para el futuro y cubrir estos huecos poco a poco. Uno de ellos, sin ir más lejos, tiene su propia novela corta -Danzante del filo- que enlaza con la tercera entrega, Juramentada. Otro, nos da a conocer a Eshonai y los parshendi.

Ilustración de Ashley Coad

Pero ya no solo hablamos de su mundo o lore, si no por el nivel que muestra a la hora de narrar las batallas y los duelos en primera fila. Las escenas de acción son alucinantes, de un nivel épico pocas veces visto y con una carga adrenalínica imposible de asumir. Si en Nacidos de la Bruma parece que vives en un videojuego o anime al más puro estilo shônen, El Archivo de las Tormentas es la épica por antonomasia. Las frases pasan por la retina a ritmo frenético mientras sus personajes se enfrentan en duelos a muerte. También hablamos a nivel de grandes batallas. Sanderson despliega ante nuestros ojos estrategias militares de alto nivel con pasmosa facilidad. Es fácil divisar a los ejércitos capitaneados por sus Altos Príncipes, realizando formaciones o maniobras en el campo de batalla. Todo un placer para la imaginación de los amantes de la estrategia militar.

Aún hay más. Por primera vez, veo al autor indagar en la moralidad de sus personajes. Tenemos grises en esta historia. Muchos personajes que parecen buenos a priori esconden un pasado de lo más truculento en sus vidas. Y lo vamos viendo poco a poco. La moralidad del bien frente a lo justo. De lo necesario frente a lo que se debe hacer. Más que nunca Sanderson hace a sus personajes pensar, reflexionar y equivocarse. No siempre actúan bien. Saben que no siempre hacen lo correcto. Y a veces, deben recapacitar. Sucumben a sus instintos primarios y pierden la razón. Si algo me gusta de Palabras Radiantes es que nadie parece un títere que siempre hace todo bien o mal. Y a parte, nos regala algunos de los diálogos más afilados que le he leído nunca. Los duelos verbales se han vuelto una especie de sello que me recuerda a sus novelas más juveniles. Y ojo, me encanta.

Liberado de las ataduras de presentar un nuevo y complejo universo, Palabras Radiantes es el colofón al prólogo que supuso El Camino de los Reyes. Sanderson ha centrado la acción en las Llanuras Quebradas para culminar el arco argumental que inicio. Con un ritmo que va creciendo conforme pasan los capítulos, esta segunda entrega de El Archivo de las Tormentas culmina con una explosión emocional y épica. También el cierre de varios personajes que parecen haber llegado a su destino de una vez por todas. Y también, con todas las posibilidades abiertas de lo que puede ocurrir en los siguiente ocho volúmenes. In Sanderson We Trust.

Otras reseñas de interés:

miércoles, 6 de marzo de 2019

Graphics #30

Un mes más vamos con la pequeña recopilación comiquera de mis últimas lecturas. Es verdad que estoy metido de lleno en la lectura de Palabras Radiantes y estoy dedicando menos tiempo a otras lecturas, pero alguna que otra perla gráfica a caído. Por ejemplo, una de las que predigo estará en mi top de lecturas favoritas de este 2019. Vamos con el repaso.

En un rayo de sol: Primera parte
Tillie Walden (Trad. de Rubén Lardín)
La Cúpula Ediciones
Rústica | 280 páginas | 27,95€
5/5



Emociones. Eso es lo que consigue Tillie Walden con En un rayo de sol. Tejiendo dos líneas temporales de la vida de Mia, la joven autora tejana crea una historia de amor, amistad y crecimiento personal embotellada dentro de un mundo hermoso universo poblado por planetas flotantes y naves espaciales. Conocemos a Mia justo en el momento que consigue un trabajo en la reconstrucción de edificios antiguos, integrándose en un pequeño equipo dirimido por dos mujeres casadas, su peculiar sobrina y una persona no binaria. A la vez, conocemos a Mia cinco años antes, en el momento que experimenta su primer y profundo amor mientras residía en un internado.


La habilidosa autora sabe hilar muy bien ambas líneas. De forma simultánea, los filamentos se van acercando hasta el clímax final de esta primera entrega. Es un viaje tranquilo y bastante reflexivo, un proyecto meditativo y muy humano, que merece realmente la pena detenerse a pensar y observar cada viñeta con mimo. Es una forma muy cuidadosa, lenta y orgánica de mostrar la madurez emocional adolescente. A la vez, un mensaje de respeto hacia el amor y las personas muy potente. Endulza este apetitoso caramelo un mundo único de ciencia ficción donde no existen las limitaciones de la gravedad. Edificios intrincados y de diseños extraños, naves espaciales con forma de marsopa gigante y poderosas leyendas creadas como mitos con parte de verdad.


Todo viene sumado al arte que presenta Tillie Walden. Es simple, pero detallado. Es impactante, jugando con los tonos de color continuamente. El diseño es de una imaginación portentosa y el estilo narrativo es ingenioso en todas sus formas. Podría decir que tengo como unas 20 páginas favoritas, y me costaría decidirme. En un rayo de sol es un cómic que atrapa el lector, que no le deja soltar sus páginas y cuyos paneles destilan emoción más que palabras. Aún nos queda una segunda parte para cerrar esta historia, y con sea un mínimo porcentaje igual de bien construida que esta, va a quedar una historia inolvidable y que estará en mi top de lo mejor de 2019. Menos mal que Ediciones La Cúpula la publica en el mes de abril.

Radiant #5
Tony Valente (Trad. de Fidel del Tovar)
LetraBlanka
Tankôbon | 176 páginas | 8€
3,75 / 5



Con la quinta entrega de Radiant, Tony Valente comienza un nuevo arco argumental para Seth y su búsqueda del mítico radiant, lugar de origen de los peligrosos némesis. Tras huir de Rumble Town y regresar al Artemis gracias a su mentora Alma, Seth reúne un poco más de información sobre Piodon, su misterioso hermano. Decide poner rumbo al islote-continente de los caballeros magos, abriendo ante él -y el lector- un poco más su mundo. Mientras, las extrañas visiones que ya sufrió en Rumble Town suceden cada vez más a menudo. Un nuevo tomo la mar de entretenido que sirve como introducción y expansión del nuevo arco en la historia.


Como en cualquier inicio, es algo más cargante y pesado en su lectura, pero no menos interesante. Tony Valente esboza durante este quinto tomo una galería de nuevos y curiosos personajes, como unos extraños mercantes y la peculiar sociedad de los Caballeros Magos. Tenemos un poco más de Mellie, de Grimm y de Doc. Pero la que se roba la escena es Ocoha, un nuevo personaje que parece será bastante relevante para la historia de Seth. En cuanto al dibujo, poco que añadir respecto a lo de siempre: Tony Valente es espectacular y siempre cumple al 100%. Y como no, marca de la casa, el último capítulo es de lo más frenético y nos deja con un profuso cliffhanger: Seth, una vez más, en problemas.

El árbol que crecía en mi pared
Lourdes Navarro
Sally Books
Cartoné | 76 páginas | 14€
3,25 / 5



La adolescencia es un periodo complicado. Encontrarse a uno mismo e intentar escoger un camino para labrar tu futuro. Parece fácil. Pero no todo sale siempre a pedir de boca. A veces los problemas crecen sin control. Nos invaden por completo. A veces no sabemos gestionarlos y podemos llegar a colapsar. Este puede ser el caso de Mike, un adolescente objetivo constante de los abusones de clase y que no para de escuchar a sus padres discutir en casa. Y todo se complica sobremanera cuando nace un árbol en mitad de la pared de su cuarto y no para de crecer a velocidades imposibles.


Lourdes Navarro construye una pequeña metáfora perfecta para hablar sin tabús sobre esa manía que tenemos los humanos de guardarnos las cosas. Explica, con una bella alegoría, la enorme bola que te aplasta autogenerada tan solo por la angustia de no ser capaz de asumir o compartir ciertas situaciones. El cómic nos enseña a reconducir, abordar y enfrentar estas barreras para crecer y madurar. Es la única forma de no ahogarse en uno mismo. A la vez, también es una forma visual de presentar a cualquier joven que el divorcio de un matrimonio no es el fin, ni que él es el culpable del mismo.


Colores vivos y llamativos redondean un dibujo estilo cartoon que recuerda al de muchas series de animación actuales. Las viñetas son preciosas, sobre todo aquellas que tiran de la metáfora del árbol. También es fantástica la edición de Sally Books, una vez más. Aparte de la historia, tenemos un anexo con la evolución del diseño de Mike. Pero lo que la redondea, es ver el germen de la historia y comprobar como ha evolucionado para ser un relato mucho más sutil. Una delicia muy disfrutable a cualquier edad.

Talli, Hija de la Luna #1
Sourya (Trad. de Fidel del Tovar)
LetraBlanka
Tankôbon | 168 páginas | 8€
3,75 / 5



Como muchas historias feudales, Talli, Hija de la Luna comienza con una huida. Aunque esta vez, no es una princesa. Talli es la hija adoptiva de Lord Borin, un señor feudal que la educa durante 16 años. Pero ella esconde un gran secreto. En una época pasada, junto a los humanos vivían las poderosas Invocadoras. Ahora Talli es la única descendiente viva entre las de su estirpe, y el rey quiere acabar con ella. Una huida a la carrera junto al fiel soldado Alan, el mercader Pavel y el extraño guardaespaldas Lilo le llevarán a descubrir tanto sus orígenes secretos como el verdadero poder que oculta en su sangre. Este volumen inicial resulta una buena presentación de personajes mientras vivimos una intensa persecución, siguiendo los códigos del género a rajatabla.


Dos puntales hacen destacar a Talli, Hija de la Luna. El coste de su magia y el variopinto equipo que se forma. Ser Invocadora tiene un precio, y es la sangre. Traer quimeras de la nada te agota y no lo puedes mantener mucho tiempo. A veces es inconsciente, como en periodos de menstruación. En cuanto al equipo que conforma la aventura, es simpático y esconde bastante detrás. El fiel soldado Alan, el aventurero mercader Pavel y el extraño guardaespaldas Lilo, acompañarán a Talli allá donde vaya y esconden mucho más de lo que parece. Y, para terminar, el dibujo. Sourya mezcla el arte europeo y japones para traer una gran ambientación rural y feudal, con un diseño de personajes muy cuidado. Una pena que aún vayamos a tener que esperar bastante por el segundo tomo.

Slam! The Next Jam
Ribon | Julia | Peer (Trad. de Liza Pluijter) 
Fandogamia
Tpb | 112 páginas |10€
3 / 5



Ataos los patines, por que el Roller Derby vuelve a estar en marcha gracias a la editorial Fandogami. Esta segunda (y por desgracia última) entrega de Slam! nos sitúa justo tras el final redondo que supuso el primer arco argumental. Jennifer y Massie deben hacer frente a las consecuencias de lo ocurrido en el anterior volumen. En esta ocasión, dejamos un poco de lado el deporte en si para adentrarnos en dos historias de reconciliación, superación y amor. Slam! The next jam se convierte en un slice of life protagonizado por este par de veinteañeras y sus vivencias personales mientras se dedican en cuerpo y alma a este brutal deporte.


Es una pena que solo tenga cuatro números. Todo se siente atropellado, sin el desarrollo necesario y con los temas introducidos dejados en el aire. Pero sigue siendo muy disfrutable. En este segundo arco la dibujante será Marina Julia, que toma a los personajes como suyos y se los lleva a su particular trazo de dibujo que funciona de nuevo con el color de Brittany Peer. Mi único problema en este apartado es que dos personajes me parecían prácticamente iguales y difíciles de diferenciar en ocasiones. Aunque Slam! se haya acabado, tengo que agradecer a Pamela Ribon y Fandogamia darnos a conocer este deporte al cual, estoy seguro, no hubiera llegado de ninguna otra forma.

Y vosotros, ¿tenéis alguna recomendación comiquera?

jueves, 28 de febrero de 2019

Agua en los pulmones: Un 3x1 de novelas cortas

Agua en los pulmones
K. Robson | L. Taylor | R. Emrys (Trad. de Sofía Barker)
Pulpture Ediciones
Tapa blanda | 166 páginas | 12€



Escoger un buen título para un libro no es tarea fácil. A veces puede salir por inspiración divina. Otras veces, lo pide a gritos su historia. El caso es que, no sé de quién fue la brillante idea en esta ocasión, pero Agua en los pulmones es un título que llama la atención. Con la selección y excelente traducción de Sofía Barker, la editorial Pulpture ha publicado una interesante compilación de tres novelas cortas (muy cortas) de terror, publicadas originalmente en Tor.com, con el objetivo de visibilizar autoras. La misma traductora y seleccionadora lo comenta en su nota previa, y es que iniciativas como #LeoAutoras, La Nave Invisible o el grupo de Goodreads #LeoAutorasFantásticas han impulsado un movimiento real. Y en esta ocasión, lo hacen nada más y nada menos que con tres autoras que no habían visto sus letras publicadas nunca en castellano.

Que esto tampoco lleve a engaño al lector. Agua en los pulmones no es una antología deslavazada ni escogida al azar. En las tres historias un hilo conductor principal y varias ramificaciones que el lector puede detectar con su mera lectura. Las tres son historias de terror, aunque las tres se van por una rama diferente del mismo género. Terror gótico para la primera, terror postapocalíptico para la segunda, y terror cósmico para terminar y cerrar el volumen. Las tres tienen el agua como elemento común en sus historias, y es lo que sirve como inspiración del título para el acertado título. Y, por último, las tres están tanto protagonizadas como escritas por mujeres.

Una mancha humana (A human stain), de Kelly Robson
Con su nominación al Locus y el premio Nébula de 2018, la novela corta de Kelly Robson suponía el plato fuerte de la antología. En mi caso, no ha sido así. La historia nos sitúa en la época victoriana, en un castillo alemán aislado del resto del mundo. Helen, nuestra protagonista, viaja hasta el castillo para enseñar inglés a un niño huérfano y sobrino de un conocido suyo. Lo que iba a ser un verano diferente y para relajarse, se transforma en toda una pesadilla. La historia realiza un ejercicio atmosférico maravilloso. La opresión y la soledad de un castillo en medio de la nada con habitantes repletos de secretos no hace más que poner los pelos de punta. Bien escrita, la historia resulta floja cuando da un giro inesperado y extraño con el que no conseguí conectar. Si tenéis dudas después de leerlo u os habéis perdido algún detalle, esta entrevista de 10 preguntas sobre la novela corta ofrecida en el sitio web oficial de Richard Thomas conocido como What Does Not Kill Me, da algunas claves que enriquecen la historia.

Amados (Sweetlings), de Lucy Taylor
La historia de Lucy Taylor, nominada al premio Bram Stoker en 2017, supone el paso a una historia postapocalíptica. Tras la Gran Inundación, el Nuevo Mar ha terminado con las grandes ciudades. Los pocos supervivientes residen en colonias y pequeños asentamientos que se van yendo a pique poco a poco. En esta situación conocemos a Mir, una joven que vive cerca de la orilla con su padre, un obseso de la evolución. Este mientras se dedica a sus labores de investigación descubre que los trilobites y celacantos han empezado a cambiar y se están adaptando al nuevo medio para sobrevivir. Lucy Taylor propone una historia especulativa a través de un concepto como la evolución interrumpida, basada la teoría propuesta por Niles Eldredge y Stephen Jay Gould en 1972, donde se niega la uniformidad del ritmo adaptativo de las especies en el tiempo. Una historia muy entretenida, que comienza de forma expositiva, pero va in crescendo hasta un giro brusco final que no me termina de convencer del todo.

La Letanía de la Tierra (The Litany of Earth), de Ruthanna Emrys
La corriente lovecraftiana nunca se ha ido. No son pocos los autores y autoras que se sienten inspirados y atraídos por la mitología creada por el autor de Providence. Hace poco pudimos leer Agentes de Dreamland de Caitlin R. Kiernan o La balada de Tom el Negro de Víctor Lavalle, por poner dos ejemplos. La letanía de la Tierra nos transporta hasta San Francisco, donde Aphra Mars, originaria de Innsmouth, ha estado encerrada en un campo de concentración durante los últimos quince años. Aphra trata de recuperar su vida, trabajando en una librería, cuando un agente del FBI la incita para ayudarle a que no vuelva ocurrir lo mismo que años atrás con su familia. Emrys reimagina el día a día de una superviviente del relato original de Lovecraft (La sombra sobre Innsmouth) para regalarnos una historia legada de Innsmouth, pero contada desde un punto de vista diferente. El relato te guía por los ritos y costumbres primigenias con gusto y soltura. Su final es un poco débil, pero se entiende cuando sabes que es la precuela de Winter Tide, la primera novela de una serie llamada The Innsmouth Legacy que ya lleva dos publicaciones.

Agua en los pulmones es una antología de lo más curiosa. Reunir tres novelas cortas que no podrían llegar de otra forma a nuestro idioma es un esfuerzo de agradecer. Puede que las historias no me convencieran ni logrará conectar con ellas por igual, pero me parece una propuesta fabulosa para poder leer y descubrir nuevas voces del fantástico que están triunfando en el extranjero. Esperemos que Pulpture y Sofía se animen a traernos más historias y voces por estos lares. De momento, ya sabemos que tendremos más Lucy Taylor por aquí.

Otras reseñas de interés:

lunes, 25 de febrero de 2019

The ghost in the shell, de Masamune Shirow

The ghost in the shell
Masamune Shirow (Trad. de Jesús Espí)
Planeta Cómic
Tapa dura | 352 páginas | 17,95€




El final de los años 80 se puede tomar como fecha del desembarco ciberpunk nipón en tierras occidentales. Una de las primeras cintas en llegar fue Akira, el clásico de Katsuhiro Otomo, que no lo haría hasta 1992, pese al estreno cuatro años antes en su tierra natal. Pero si una película derribo los gruesos muros occidentales fue Ghost in the Shell, de Mamoru Oshii. Pese a su estreno japones en 1995, no llegaría a España hasta la friolera de 7 años después, en noviembre de 2002. Ubicada dentro de un futuro próximo, concretamente el año 2029, relata las aventuras de la Sección 9 en la búsqueda de un misterioso pirata informático conocido como el Titiritero. El film surgía como adaptación del manga con nombre homónimo, realizado por un joven Masamune Shirow desde 1989 hasta 1991 en las páginas de la editorial Kodansha y su revista Young Magazine.

En abril de 2017, con motivo de la reciente y denostada adaptación hollywoodiense encabezada por Scarlett Johansson, la editorial Planeta saco dentro de su lujosa colección Trazado un volumen integral con el manga original en tapa dura y sin sobrecubierta. Sin embargo, meterse en la lectura de The ghost in the shell, no es lo mismo que el film. Ni de lejos. Mientras la película de Mamoru Oshii versa sobre el espíritu y la consciencia del individuo en un ámbito mucho más filosófico, el manga de Shirow opta por una serie de casos policiales autoconclusivos donde seguimos las andanzas de la mayor Kusanagi y toda la Sección 9 a cargo del enigmático Daisuke Aramaki. Sin embargo, encontramos la inspiración del guion para la película, especialmente en los capítulos 09: "Bye bye Clay" y 11: "Ghost Coast".


El germen del thriller neo-futurista

Motoko Kusanagi, una cyborg medio humana y miembro de la sección 9 de la policía tecnológica, es la líder de un grupo de expertos policías que se encargan de misiones especiales. Los 12 capítulos de este tomo nos dan una imagen de la ciudad futurista de New Port City, ubicada en Japón. Cada caso sirve a Shirow tanto para exponer sus miles de ideas, como para hacer un critica social sobre las altas esferas de poder nacionales como internacionales. Aunque cada caso suele venir unido a un componente informático de fondo, siempre implica a un líder de estado, alto agente de la ley o cualquier gran cargo político de por medio.

Este futuro cercano y distópico que propone Shirow es un trabajo profundo y sólido a muchos niveles. La cosmovisión tecnificada que crea del mundo, sin aparentes fisuras y con bastante lógica integral, vertebra todo un universo que podría ser posible en el futuro más cercano. En algunos casos, sus predicciones ya casi se han cumplido. Bien es verdad, que películas como Matrix o Avatar han ayudado (y se han alimentado de forma reconocida) de esta visión, para que a la hora de leer actualmente el manga de The ghost in the shell, toda su densidad conceptual nos resulte mucho más fácil de comprender.


Donde falla Shirow es a la hora del guion y trama. Su carácter episódico no ayuda para nada, haciendo que algunas historias se abran y queden en el limbo. Tampoco a que sus personajes tengan un desarrollo sólido. Salvo la propia Kusanagi, el resto del equipo se sienten como meros acompañantes-objeto que aparecen y desaparecen. Pero la aventura y acción esta asegurada desde la primera página, así como algunos giros internos dignos de un buen thriller político. Aunque lo que sorprende, dentro de toda la densidad conceptual y seriedad que parece plantear Shirow, es su carácter cómico. Cada dos por tres tenemos un chascarrillo, una caricatura o una salida de tono que rompe el tono serio o adulto que podemos pensar que tiene el manga si solo hemos visto el film de Oshii.

La verborrea detallista de Shirow

Masamune Shirow es un obseso. Un obseso por explicar todo lo que rodea su obra y contar todo lo que se le ocurre. Hasta el mismo lo reconoce al principio del tomo. The Ghost in the Shell está plagado de numerosas y extensas anotaciones que sirven para entender el contexto de las viñetas. A veces son útiles, a veces son meras tonterías que se le pasan por la cabeza y otras, son unas idas de olla bastante grandes. Sin embargo, esta obsesión denota la cantidad de ideas alucinante que rodean la mente de Shirow. Es verdad que puede eclipsar la lectura a más de uno por toda su densidad conceptual y filosófica, pero nadie puede negar al mangaka su ingenio e imaginación.

Aparte de las mujeres hermosas, la maquinaria y su obsesión por la fusión entre genética y robótica, Shirow nunca renuncia a exponer una cara más profunda y filosófica sobre la individualidad de la conciencia. Más allá de las meras tramas de tinte político y policial, los últimos episodios del manga descubren que el autor perseguía un eje temático común. Una trama global que aborda temas espirituales y éticos sobre la unión entre maquinas y humanos. Este concepto de alma o ghost, seria el eje argumental que tomaría Mamoru Oshii para su adaptación en 1995, y que ha hecho reconocible a The ghost in the shell desde hace muchos años. Y es en esta verborrea de notas al pie, donde Shirow divaga y reflexiona más acerca de este concepto.


Este delirio de imaginación también lo marca el dibujo. Algunas viñetas recalcan una artesanía artística increíble. Algunas de las ideas tecnológicas que maneja Shirow han sido la inspiración para, me atrevería decir, el 90% del ciberpunk que conocemos hoy en día. Sus diseños son alucinantes, notándose que Shirow se documentó bastante sobre tecnología y armas. Pero también, como a veces sufre cierta dejadez. Algunas viñetas pierden la perspectiva, o simplemente los personajes no encajan. También es verdad, que el mismo lo reconoce en sus notas al pie. Tampoco ayuda el color. Las páginas a color son bastante horrendas, como si fueran manchurrones pintados con brocha gorda. 

No cabe ninguna duda de que The ghost in the shell marco un antes y un después en el mundo de la ciencia ficción, aunque más concretamente en la rama ciberpunk. No lo solo en cuanto a cómic, sino que su estética e ideas han sido extrapoladas a numerosos films como Matrix o Dark City, por citar algunas conocidas. La tentación por leer la segunda parte que también ha sacado en este formato Planeta, denominada Man-machine Interface y que vuelve 4 años y 5 meses tras los acontecimientos finales, es bastante grande si tan solo consigue conservar su gran imaginaria tecnológica.

miércoles, 13 de febrero de 2019

Pon ficción corta en tu pila #13

Bienvenidos de nuevo, una vez más, al recopilatorio de lecturas breves del blog. Como siempre en esta sección, trato de recuperar y recopilar para todos esas pequeñas lecturas que van cayendo de vez en cuando. Relatos, audiorelatos o revistas que me gustaría dar a conocer a todos vosotros. Let´s go!

Andros
Eleazar Herrera
Lektu
Digital | 21 páginas | Pago social
4,25 / 5



Hace un tiempo, pudimos conocer al intrépido y torpe periodista Wes Marino en la novelita corta Bajola piel de la ciudad. A la espera de nuevas entregas, Eleazar nos emplaza de nuevo en Arealevo para conocer un poco más a su personaje. Andros es un relato corto que nos emplaza en un recuerdo de la vida de Wes, que explora un poco más el Distrito Cromático y perfila un poco más las múltiples aristas de su mundo. Es el día de cumpleaños de Wes Marino y deciden darle una sorpresa: visitar la tienda más antigua del Distrito Cromático, en un lugar plagado de objetos extraños como a él le gusta. Una pequeña historia bella, redonda e íntima, que termina con un grado conmovedor y cierta sonrisilla en la cara. Una pequeña perla para este mundo del que espero saber mucho más en el futuro.

Fandom para robots
Vina Jie-Min Pasad (Trad. de Alexander Paéz)
Supersonic #12
Electrónico | 7 páginas | 2,99€
3,75 / 5



Computron es un robot inteligente construido en 1954 que reside en un museo. Cada semana, se involucra en un programa donde le realizan cuatro preguntas sencillas. En una de estas sesiones, una chica le insta a ver un anime sobre un humano y un robot que viajan por diferentes dimensiones. Computron se engancha a la serie, descubre el mundo del fandom, y escribe su primer fanfic. Nominada tanto al premio Nébula como Hugo, Vina escribe una historia con estructura peculiar (combina registros, búsquedas de internet, chats,…) bastante divertida y reflexiva. La autora consigue pintar todo un homenaje hacia el anime mecha, el mundo del fandom en general, y a las historias de ciencia ficción a mediados del siglo XX. Fandom para robots es un relato encantador, donde, aunque creo que falta potencia de resolución, su desarrollo sobre la interacción social y la inteligencia emocional de una IA es de lo más interesante.

¡Magia hasta en la sopa!
Eleazar Herrera
Lektu
Electrónico | 8 páginas | Pago social
3 / 5



Este relato, finalista del IX Certamen Jóvenes Talentos Booket Austral en 2009, nos cuenta la historia de Fiore, un chef que intenta ganar el concurso para ser el Primer Cocinero de palacio. Para ello, debe devolver las ganas de comer al joven y enfermo príncipe Aldith. Tras un par de intentos, ha decidido que la magia es la solución. ¡Magia hasta en la sopa! es un relato divertido, buenrollero y con cierto aire fabulesco nos traslada directos a castillos, príncipes enfermos, tabernas y cocineros en búsqueda de gloria. Una pizquita de halago ante el arte de la paciencia, otra a la inteligencia y una tercera, a la picaresca. Puede que resulte algo precipitado y en un par de momentos parece perder el hilo de la historia, pero no me puedo dejar de imaginar una versión completamente ilustrada del cuento.

Misterios rutinarios
Sergio S. Morán
Autoeditado
Grapa | 80 páginas | Online (la mayoría)
4 / 5



El primer recopilatorio de relatos cortos de Parabellum ofrecido como recompensa extra a los mecenas del exitoso Verkami de Los muertos no pagan IVA, es una excelente muestra de que nuestra querida Parabellum también funciona en pequeñas dosis. Siempre podemos seguirla en un pequeño caso donde una liche de Teruel intenta terminar con ella en Los muertos me quieren (muerta). Descubrir un poco del pasado y el terror irracional a un muñeco de nuestra querida detective en Miedo de juguete. ¿Qué es lo que hace un detective paranormal la mayor parte de su jornada laboral? Aburrirse a tiros es la respuesta. Los monstruos y criaturas también necesitan de espiras sentimentales, y en La chica a la que le gustaban los monstruos nos dará una lección de espionaje made in 007. Y para finalizar el recopilatorio, tenemos dos noches muy movidas en la vida de Parabellum. En ¿Dónde están las llaves? Tendremos una aventura con sirenas, ladrones telequinéticos y hasta una hechicera de hielo pescadora. En Deuda de danza, por primera vez desde le punto de vista de Arancha, conoceremos a un espíritu argentino deseoso de bailar.

Windumanoth #5
VV.AA
Autoeditada
Revista | 75 páginas | 7,95€
3,75 / 5



Quinto número ya de la revista Windumanoth, que ya se posiciona a un respetable buen nivel en todos sus números. Esta entrega viene cargada de cosas interesante, entre las que me gustaría destacar dos artículos: El mito artúrico a través del cine por Antonio Míguez y Los cómics de terror pre-code por Cristina Bracho. El primero, por indagar de forma amena en la figura del conocido mito. El segundo, por descubrirme una realidad comiquera, como es la del terror de los 50, que apenas conocía de oídas por cosas como Cuentos de la cripta. En cuanto a las entrevista, tanto Tad Williams como Kameron Hurley siempre son interesantes de leer, si bien es la segunda es la que me gana con su cercanía: “Los seres humanos somos básicamente bolsas de carne y secreciones rezumantes”. En cuanto a las ficciones, aunque ninguno de los tres relatos me ha llegado a fascinar, es de admirar el tempo y lenguaje que maneja Felix J. Palma en La nave de los albatros, la construcción de Obra maestra llevada a cabo por Ricardo Montesinos, y la crítica subyacente del breve Dueños de sí mismos, de Manuel Moledo.

La cuarta ley
Nieves Delgado
Historias para ser leídas
Audio | 20 minutos | Gratis
4,5 / 5

A través del juego al documento encontrado Nieves juega para contarnos la historia de como la humanidad yace casi extinta a merced de una serie de androides asesinos conocidos como Los sonrientes. Ya sabéis, uno de los miedos más extendidos y reales en cuanto a las IA en nuestro mundo. De forma imaginativa y sencilla, en La cuarta ley vamos desgranando como el avance de la tecnología androide y la consideración de una cuarta ley de la robótica que los ampare, cambian radicalmente el curso de los acontecimientos cuando una IA por motivos desconocidos decide exterminar a la humanidad. La voz narrativa y los efectos sonoros nos meten de lleno en este pequeño testimonio que deja la puerta abierta a nuevas entregas de esta historia ¿Cómo ha llegado a sobrevivir este escrito? ¿Quién es su autora? Preguntas que ojalá Nieves quiera responder alguna vez.

Y vosotros, ¿qué lecturas breves me recomendáis?

miércoles, 6 de febrero de 2019

Sistemas críticos, de Martha Wells

Sistemas críticos
Martha Wells (Trad. de Carla Estruch Bataller)
Alethé
Tapa dura | 150 páginas | 15,90€



Imaginad un futuro donde existieran proyectos de investigación científica en nuevos planetas. Imaginad, que las expediciones deben ser aseguradas por ciertas empresas que imponen sus condiciones. E imaginad, por último, que cada diez componentes deben tener una SegUnidad, un robot que proteja y vigile todo lo que hacéis. Este es el caso de Matabot. Aunque Matabot no es un robot de seguridad como todos. Bueno si, pero se ha hackeado para que el Sistema de Control no gobierne sus acciones. Matabot detesta la interacción social. Lo que le gusta es pasar horas con su telenovela favorita en soledad. Por eso, cuando los miembros de PreservaciónAux, el grupo de científicos que vigila se ve amenazado por algo extraño, debe hacer lo que más odia. Cuidar e interaccionar con sus humanos.

Ganadora de los premios Hugo, Nebula y Locus, Martha Wells escribe una novela corta de ciencia ficción con una estructura y trama de lo más básica, pero con un ritmo perfecto y un personaje que hipnotiza al lector. Es una novela divertida y entretenida, con una expedición espacial que recuerda a la ciencia ficción más clásica, pero que gana enteros por el punto de vista narrativo. Es verdad que el trasfondo y la ambientación de la novela no están muy trabajadas, pero tampoco creo que sea lo que busca ni lo que necesite. El misterio, que es la base que mueve toda la novela corta, es lo suficientemente interesante como para seguir leyendo sin parar. Pero, es la voz de Matabot y sus diatribas constantes con los humanos las que hacen de cada página una aventura algo diferente.


Wells ha creado un robot asesino reconvertido con una voz muy especial. Matabot, un híbrido formado con partes orgánicas y robóticas, es un personaje extraño con el que empatizas fácilmente. Su dialogo interno es simpático y las descripciones de las reacciones humanas son divertidas. Matabot se roba todo el protagonismo de la novela, y no es para menos. El resto del equipo de PreservaciónAux queda desdibujado y es absolutamente prescindible. Al estar contado todo desde el punto de vista del robot, las personalidades del equipo científico son apenas distinguibles, aunque creo que es algo deliberado: así podemos ver el poco apego hacia los humanos que siente Matabot. Y es que admitámoslo, ¿no se esta mejor metiéndose entre pecho y espalda un maratón de series que interaccionando con otros (pesados) humanos?

Sistemas críticos es una aventura espacial de ciencia ficción que se devora en un par de sentadas. Eso sí, puede que su nombre y portada lleve a engaños algunos lectores. Titulándose la serie Los diarios de Matabot uno puede esperar robots locos, acción y tiros por todas partes. Pero no. Martha Wells propone una pequeña reflexión sobre lo que supone el libre albedrío, así como exponer a través de un robot las dificultades de cualquier introvertido en su día a día. Esta primera entrega de la serie termina con una conclusión sólida que puede tomarse como algo totalmente independiente, pero que invita a coger la puerta que deja abierta para leer las futuras aventuras de Matabot. De hecho, estoy deseando que Alethé diga la fecha de publicación para Artificial condition.

Parece que la ola de ver las novelas cortas de Tor.com en castellano sigue viento en popa a toda la vela. Y la verdad, es una alegría. Sistemas críticos es un perfecto aperitivo de ciencia ficción para desconectar de otras lecturas. Tiene ritmo, es divertida, y posee una voz narrativa que conquista desde los primeros compases. Esperamos tener Matabot para rato, como atestiguan las cuatro publicaciones de la serie en su idioma original, donde podamos explorar un poco más la vida de este peculiar robot.

Otras reseñas de interés:

miércoles, 30 de enero de 2019

Graphics #29

No podía faltar, para este inicio de año, el primer recopilatorio sobre mis últimas lecturas comiqueras. Como veréis, hay un poco más de manga de lo habitual, ya que estoy intentando ponerme al día con varias series. Otras, como Beastars, no me puedo perder cada volumen en cuanto se publica. También tenemos un poco de cómic americano, que tampoco falta en mis estantes. Y por aquí anda la reseña de Perséfone, un giro moderno al mito griego por Loïc Locatelli. Vamos con el resto.

Beastars #4
Paru Itagaki (Trad. de Marc Bernabé)
Milky Way Ediciones
Tankôbon | 208 páginas | 8€
4,5 / 5



Beastars ha metido la directa hacia lo oscuro e inesperado. Este cuarto volumen es la prueba de ello. Un Legoshi encandilado de la conejita Hal todavía se debate en su interior tras los sucesos del mercado negro ¿De verdad esta enamorado, o es solo su instinto de caza? Mientras tanto Juno, una joven loba recién llegada al club de teatro suspira por Legoshi. Todo esto cuando se acerca el día del acontecimiento más esperado por todos los enamorados: el Festival del Meteorito. Un vertiginoso e impactante volumen, donde conocemos el verdadero y perturbador pasado del ciervo Rouis, destapamos a la verdadera Juno y tenemos un conflicto amoroso de lo más interesante.


A la vez, la vibración conspiranoica que rodea el universo de Beastars se vuelve más real. La diferencia entre carnívoros y herbívoros cobra nuevas dimensiones. Ya no hablamos solo de violencia (que sigue amenazando a todos), sino también del amor. Itagaki aprovecha la ocasión para reflexionar sobre las relaciones humanas entre personas de distinta etnia. Un cuarto volumen arrollador, con un par de momentos de absoluto shock y que nos deja colgados con un cliffhanger de vértigo. En cuanto al dibujo, creo que Itagaki mejora y mejora con cada nuevo tomo. La composición de página ya era uno de sus fuertes desde el comienzo, pero en este caso el nivel de detalle y expresión humanoide de cada protagonista enamora. Necesito el quinto tomo YA.

Wayward #3: Fuera de las sombras
Jim Zub | Steve Cummings
Ediciones Dimensionales
Tpb | 136 páginas | 17,95€
3,5 / 5



Llegamos a mitad de serie con Wayward. Los nuevos dioses de Japón han surgido de una vez por todas en las calles de Tokio y el mundo nunca volverá a ser el mismo. Esta tercera entrega de la serie nos presenta el choque frontal de la modernidad frente a las viejas costumbres. Al igual que Neil Gaiman en American Gods, Jim Zub sostiene un panteón de dioses creados por las nuevas tendencias humanas que dejan morir poco a poco la fe de antaño. Los que en un momento fueron agredidos, pasan a ser el bando agresor. Todo ese mundo oculto y tradicional es volatilizado por la destrucción sin sentido de esta nueva hornada de dioses ¿Quiénes son realmente los buenos de esta historia?


La tercera entrega de Wayward lleva a una nueva dimensión la serie. Una que tiene consecuencias en el mundo que los rodea. Los nuevos dioses no están pensando más que en destruir. Aunque la entrega adolece de un ritmo tan frenético que no da espacio a los personajes para ni siquiera respirar, gracias a una espiral de violencia desenfrenada al más puro estilo hack & slash, la historia sigue creciendo un pasito más allá. Es cierto que no les da a los personajes ni a la trama tiempo para hacer una buena progresión, pero el entretenimiento está asegurado y la reflexión sigue vigente ¿Modernidad o tradición? ¿Deben ambas encontrar juntas un camino para coexistir, o destruirse?


El arte de Wayward sigue siendo de locura. Si Cummings crea personajes expresivos, acción que quita el hipo y paginas completas en las que perderse; el color de Tamara Bonvillain es delicioso. Sin ninguna duda, este tercer volumen despunta en las escenas de lucha, tan abundantes como brutales. Y finaliza, como cada uno de los dos volúmenes anteriores, con unos ensayos de lo más interesantes. Me quedo particularmente con el primero titulado ¡Ataque a los yokai! El periodo Meiji, que habla sobre el aislamiento total de Japón durante esta época y como se reabrió al mundo, poniéndolo en comparación con la tradición yokai. Una delicia de lectura para todo amante de Japón y su cultura.

La pequeña forastera #5
Nagabe (Trad. de Yasutoki Tojo)
Ecc Ediciones
Tankôbon | 184 páginas |8,95€
3,75 / 5



Con La pequeña forastera me ha ocurrido lo mismo que con Beastars. Tras conocer a su autor, tengo otra forma de leer y ver su obra. Es más, La pequeña forastera tiene mucho del Nagabe que pudimos conocer en el último Salón del manga de Barcelona. Es intimista, con peculiar gusto por lo grotesco y extraño. Tiene unas obsesiones muy definidas. Esta quinta entrega parece pisar un poco el acelerador, con alguna que otra escena de acción y dando pie a respuestas que buscábamos desde el comienzo. No es que se revele grandes interrogantes, pero si que la información da para encauzar un poco más la historia ¿Por qué Shiva permanece inalterable pese a que un ser del exterior la ha tocado? La respuesta, la podéis interpretar a través de este volumen.


La pequeña forastera es una serie para degustar, no para devorar. Lo hemos visto desde el inicio. Su goteo de información es un poco frustrante para el lector, pero a la vez, parte de su encanto. Es un circulo que cada vez se va haciendo más grande con algo prometedor. Este volumen es cuanto menos, el más íntimo de todos. Se enfoca de pleno en la estrecha relación que Shiva y el Doctor mantienen. El dibujo, sigue siendo el arma diferenciadora. Le otorga a todo ese grado de majestuosidad y tenebrosidad por el que nos sentimos atraídos. La sensación de cuento popular sigue vigente, como en cada panel que hemos leído. Cierra este volumen con una nueva situación,. Un nuevo punto en el camino, por así decirlo, que puede ser muy interesante.

Giant Days #4
Allison | Sarin | Fleming | Cogar (Trad. de Inma S. Andreu)
Fandogamia Editorial
Tpb |112 páginas | 10€
4 / 5



Tras el cliffhanger que nos dejaba nuestra querida Esther con su decisión al final del tercer tomo de Giant Days, regresamos justo después, cuando sus fieles compañeras de pasillo Daisy y Susan deciden ir a su rescate. ¿Quién no ha tenido crisis existenciales en su adolescencia y querido tirar todo por la borda? ¿Cómo se supera la ruptura de una relación que te ha calado hondo? ¿Qué tan difícil es independizarse para un estudiante? La cuarta entrega de Giant Days recupera toda su esencia y nos planta otra vez una flecha en el corazón directa a la nostalgia de nuestras propias experiencias universitarias.


La primavera ha llegado a la universidad de Sheffield, y con ella, los números 13 a 16 del divertido slice of life guionizado por John Allison. Una vez más, la entrega acierta de pleno al trasladarnos situaciones de lo más realistas aunque siempre con su puntito de gag. Una mirada al drama, los problemas y la diversión que suponen esos alocados tiempos que recordamos con nostalgia. Buscar piso para el próximo año, tener diferentes y extrañas citas o incluso, descubrir que no tienes talento para hacer una película de cine independiente. Una serie alegre y de lo más humana, disfrutable cuando tengas un momento débil y necesites la compañía de estas simpáticas adolescentes para alegrar tu pequeña patata.


Vuelve a estar a la altura, una vez más, el arte de Max Sarin. Recupera en esta ocasión las expresiones faciales y los caretos que tanto gustaban de la primera entrega. Crea para el volumen toda una galería de personajes, que quien más o quien menos, alguna vez ha conocido en sus vidas. Pero lo insuperable en esta entrega, es el color de Cogar. Alegre, con ese aire cartoon tan marcado y que, sin ninguna duda, se sale en el último número de este tomo ¿Cómo serán los exámenes finales y el verano de nuestro particular trío? En el quinto número lo sabremos.

Platinum End #7
Takeshi Obata | Tsugumi Obha (Trad. de Marc Bernabé)
Norma Editorial
Tankôbon | 192 páginas | 8€
3,25 / 5



Continuando justo tras el frenético volumen anterior, este séptimo tomo de Platinum End nos muestra por fin la historia de fondo de Kanade y por qué, al igual que el resto de candidatos a Dios, planeaba suicidarse. Mirai logra anular el virus asesino de Kohinata con la flecha blanca y encuentra una oportunidad para contratacar, pero en su interior, Mirai tiene un debate interno que le hace dudar. Este séptimo tomo de la serie me ha resultado hasta cierto punto, desesperante. Parece que está a punto de arrancar, pero nunca lo hace. En realidad, lo peor que le ocurre a Platinum End es que tiene un hermano de los mismos autores llamado Death Note que pone el listón demasiado alto.


El mayor fallo de la serie es la falta de calidad en el desarrollo de la trama. El universo que ha creado Obha es fascinante y las normas del juego dan muchísimo juego. Pero los discursos, que como en Death Note llenan páginas y páginas sin despegarte los ojos, aquí se sienten vacíos y repetitivos. Mientras Death Note te daba intensidad y tensión en cada página, aquí salvo algún giro peculiar, todo es esperable. Protagonista y villano son dos caras tan diferenciadas que no dejan pie a ningún conflicto moral. El lector tiene claro a quién dar su apoyo y eso quita interés a la obra. Aún con todo, solo por el arte de Takeshi Obata, ya merece la pena la lectura. Menudos planos y detalles. El señor Obata es un crack indiscutible.

Y vosotros ¿qué lecturas comiqueras me recomendáis?